Skip to content

Lo deploro

Un tanque es la mejor solución.

El Ayuntamiento de Madrid está en plenas obras del llamado “Eje ciclista Mayor-Alcalá”, un proyecto anunciado en varias ocasiones y que desgraciadamente ahora se está haciendo. Para los que no viven en Madrid, esto sirve para conectar para las bicis el centro con el llamado Anillo Ciclista, que da la vuelta a la ciudad por parajes inhóspitos y llenos de chabolas. Es decir, sirve para ir más rápido a ninguna parte, usurpando las competencias de la institución que ya se ocupaba de eso en la capital.

El caso es que esta obra, aparte de machacar a los vecinos con ruidos y molestias durante meses, lo único que va a conseguir es hacer más peligroso andar por el centro de Madrid. Si ya los conductores se ponen nerviositos y no respetan mucho los pasos de cebra y las calles peatonales, imagínate lo que va a ser la cosa añadiéndole ciclistas que te pueden venir por cualquier lado.

Este espectacular trabajo de Photoshop, cortesía del Ayuntamiento de Madrid, muestra cómo tus posibilidades de morir atropellado se multiplican por dos gracias a esta obra.

Quitando que a los que no somos ciclistas este tipo de cosas nos joden mucho, yo además veo una serie de problemas para los que sí les gusta eso de darle al pedal con el trazado que ha elegido el Ayuntamiento. Veamos la primera parte, que une el río con el Palacio Real:

Espero que tengas buenas piernas

¿Sabéis por qué está el Palacio Real donde está? Porque ocupa el lugar donde estaban las primitivas fortificaciones que defendían Madrid, cuando la Reconquista y tal. Y si se eligió ese sitio para poner el alcázar es porque ése es el promontorio más alto y más cercano al río, lo que te permite controlarlo mejor. Es decir, la senda ciclista la han puesto justo en el punto donde el desnivel entre el río y la ciudad es más pronunciado. Genios.

Cric, crac ¡Oh! ¡Son tus ligamentos desenganchándose!

Por otro lado, más adelante el recorrido pasa por dos de los sitios que más tráfico soportan de Madrid, plazas de las que salen y entran varias calles y donde aumenta por tanto el riesgo de que te lleve por delante un coche: Cibeles y la plaza de la Independencia.

Por cierto, un recorrido lleno de bajadas y subidas

En resumen, una mierda de recorrido que sólo va a poner en peligro a la gente: a los propios ciclistas y a los peatones. Porque no nos olvidemos de que, de las distintas clases de ciclistas que abundan por el mundo, este tipo de carriles atrae a los peores: a los horteras. Los deportistas, ésos que se visten con mallas rosas y con cascos estilizados, no se meten por este tipo de vías urbanas; ellos se van al extrarradio, donde pueden medir su aguante con sus sofisticados relojes que les dicen sus pulsaciones, y pueden beber a su gusto las bebidas isotónicas que llevan en las ridículas botellas-biberón ésas que se fijan a la bicicleta.

“Ahhhh… estos electrolitos están de puta madre”

No, los que van por las vías urbanas son los jovenzuelos estos que ahora llevan barba (porque está de moda), gafas de pasta (porque está de moda) y llevan bicis urbanas plegables de ruedas pequeñas y aspecto risible (la moda). Estos bobos, que ya ahora van haciendo slalom con los paseantes mientras circulan a toda hostia por las calles peatonales del centro, van a tener cuando se construya este carril carta blanca para importunarnos a todos. “Eh, que el Ayuntamiento fomenta la bici en el centro”, se dirán; “ahora nadie nos podrá decir nada si circulamos a toda leche escuchando en nuestros cascos nuestro grupo predilecto de música indie como si el carril, las aceras y las calles fuesen todas para nosotros”. Se creerán encima superecológicos por usar sus cutre-bicis para ir al trabajo o a la compra. Habría que preguntarle a sus pulmones, que reciben con alveolos abiertos todo el humo tóxico de una ciudad asquerosamente contaminada.

“Eh, que la contaminación, como la bici retro y la gorra, vuelve a estar de moda. Es taaan fifties…”

No puedo con estos tíos.

– Deploreibol

Tags: , , , ,

%d bloggers like this: