Skip to content

Lo deploro

Un tanque es la mejor solución.

Monthly Archives: September 2012

Hoy es el día: una multitud, lo más grande posible, está llamada a rodear el Congreso de los Diputados para pedir la dimisión del Gobierno y la puesta en marcha de una transición a un nuevo modelo político. Las razones, ya sabéis: el poder es ciego a las exigencias de justicia social, el sistema capitalista es depredador, recuperar la democracia secuestrada, el poder para el pueblo, etc. El manifiesto de la convocatoria está aquí.

Yo no voy a ir.  Admito que el poder es ciego, el sistema capitalista, depredador, y tal y cual; pero no me van este tipo de cosas, por razones de forma y de fondo:

* Me horrorizan las multitudes, y las cosas multitudinarias o que aspiran a serlo. Sólo imaginar, por ejemplo, ir a un partido de fútbol al estadio, con riadas de gente apiñándose al entrar y pugnando por salir en un recinto con miles de personas, me pongo enfermo. Quizá por eso no sé mucho de fútbol.

Sanchís

* No me gustan las asambleas. Ya ví el funcionamiento de muchas cuando la carrera, y son una de dos: (1) inoperantes, porque se llenan de pesados contando su película sin sentido (2) aterradoras, cuando un grupito organizado se hace con el control y suprime la disidencia con “autocríticas” a la búlgara.

“Quien esté a favor de echar a Pepito por contrarrevolucionario, que incline su brazo en un incómodo escorzo hacia un punto situado vagamente por encima de mi cabeza, compañeros”

* Todo el tema me parece muy simbólico. Rodear el Congreso, tú. Qué imagen. Aquí hay muchas movidas en juego: soberanía popular, democracia, la sede del poder legislativo, la mayoría, el “todos son iguales”… Buf, demasiada abstracción para mí. Ni el origen ni los responsables de nuestros problemas están en el Congreso. Cuánto mejor rodear Bankia, o la sede de la Representación de la Comisión, o la Embajada alemana. O, si queremos poner en evidencia lo fútil y patético del poder legislativo español, el Senado.

Es hasta redondo ¡Está hecho para ser rodeado!

* No veo que rodear el Congreso sea una forma eficaz de protesta. Llamativo, sí, pero me parece que sería mucho más eficaz una especie de huelga contra el sistema: sencillamente, no participar. No usar los bancos que causaron y se benefician de la crisis. No comprar sus casas. No comprar en las empresas que se lucran entre las dificultades de los demás. No leer los periódicos ni ver las teles u oír las radios de los que mantienen el tinglado. No participar en actos institucionales, o en actividades organizadas por los causantes (políticos, económicos y sociales) del saqueo: por ejemplo, en esas puñeteras carreras populares. Nada, no jugar. Yo creo que eso hace más daño que una protesta en las calles que, al margen de lo gorda que sea, estará amortizada en unos días.

Dicho esto, ojalá la protesta sea multitudinaria y tranquila, para que se jodan la Cifuentes, que lanza insidiosas acusaciones relacionando la convocatoria con grupos neonazis, y la Cospedal, que compara la protesta con el 23-F. Qué tipas, oye, qué asquerosas. La verdad es que con esta peña dan ganas de mandarlo todo a la mierda, entrar a saco en el Congreso, derribar el régimen y cambiar la Constitución Española por “el Anillo del Nibelungo”. Digo yo.

“Artículo 1: Weia! Waga! Wallala weiala weia!”

– Deploreibol

Tags: , , , , , , ,

Apagad ahora mismo el DVD los que estéis viendo Los Tudor o alguna serie así, basurosa, y conectáos inmediatamente a la mejor serie de época jamás hecha: El secreto de Puente Viejo. Es  española, luego -como todo lo que viene de aquí, desde la Selección hasta nuestro gracejo natural- sublime.

Ja ja ja. No, es una birria, y éstas son la razones. (Nota: esto se ha escrito tras haber visto sólo dos episodios, el del jueves y el del viernes, así que puede que éste sea un juicio arbitrario y gratuito. Oye, si quieres equidad, léete el blog del juez Gómez Bermúdez; no te digo…)

  • Todos son jóvenes y guapos

No es Puente para Viejos

Oye, mira qué bien ¿no? Gente joven y guapa; a todo el mundo le gusta mirar a personas así. Ya, pero la cosa se hace un pelín inverosímil a veces. Pasa en varios casos, pero vamos a destacar aquí un ejemplo. Estas dos muchachas, en la serie, son madre e hija:

Las actrices, en la vida real, se llevan 3 años, y el tema canta como Pavarotti. Como no creo que el guión exija una madre y una hija que se lleven sólo 3 años (en ese caso, la serie es mucho más oscura y sórdida de lo que me imaginaba), supongo que la cosa se trata de que la dirección de cásting tenía una sola orden: GENTE GUAPA. ¿Y la verosimilitud y el respeto a la inteligencia del espectador? Pues a la mierda o, como dirían en esta serie, al Averno. Porque ésa es otra…

  • ¿Por qué hablan así?

¿Os  acordáis del mito de la caverna de Platón, que utilizaba en La República para explicar no sé que movida de la realidad? Todo partía de imaginar a una serie de personas encadenadas en el fondo de una cueva, que sólo verían, proyectadas contra una pared, las sombras de las personas y objetos producidas por un fuego situado detrás de ellas. La idea es que la relación de la gente normal con la realidad es así, no ven más que apariencias y sombras, mientras que los filósofos son los que salen de la caverna y ven las cosas como son de verdad. O algo así. En realidad, todo se debía a una disputa profesional: Platón era filósofo, mientras que su principal enemigo, Plauto, era espeleólogo; por eso siempre estaba hablando mierda de las cavernas.

“¡Si te parece que la filosofía tiene pocas salidas, intenta encontrar tú la salida de esta puta cueva!”

Bueno, volviendo al tema: el mito de la caverna. Siempre me pareció una cabronada inverosímil tener a gente en esas condiciones, viviendo en una cueva aislada del mundo. Pero ahora he descubierto que Platón tenía razón, la caverna existe de verdad, y que hay gente que ha vivido en esas condiciones: los guionistas de las series españolas. Porque si no has vivido toda la vida en una caverna, sin mantener ninguna conversación real nunca jamás, no se entiende cómo puedes escribir los diálogos que se marcan en las series éstas.

“¡Hola! ¡Bienvenido a la superficie! ¿Qué le parece escribir para ‘Amar en tiempos revueltos’?”

Lo digo porque viendo un poco de El secreto de Puente Viejo, encuentras frases tan naturales y tan de conversación normal como éstas:

* Te ruego te recuestes y descanses

* ¿Por qué me has ocultado que amasó una fortuna con tu hermano?

* ¡Quién sabe! Lo cierto es que por su aspecto y por sus ropas se adivinaba que le había ido divinamente

* … pero no me entra en la sesera que no haya querido compartir tan buena nueva con su familia

* ¿Y cuando haya de hacer frente a la adversidad?

¿Eh? La gente, en el universo paralelo de Puente Viejo, no tiene problemas: tiene que hacer frente a la adversidad. Este rollo del lenguaje a la antigua, con palabras rarísimas, verbos rebuscados y construcciones gramaticales extrañas es común en todas las series españolas, pero en esta se nota un poco más porque como está ambientada como a principios del siglo XX, los guionistas dan rienda suelta a sus instintos más arcaizantes (mira, buena palabra para la serie: “¡Cómo, monseñor! ¿Insinuáis que mi vestimenta es arcaizante? ¡A buen seguro me cobraré vuestro pellejo por esta ofensa!”).

¿Tan difícil es pedir que en las series se hable NORMAL? Todavía no he visto ninguna serie española en la que me crea ninguno de los diálogos, son todos teatreros y de novelita decimonónica mala. Un poco de verosimilitud, por favor, aunque sea frase sí, frase no.

“¿Porfiáis, abate? Sabed que a mí me tiran del pijo vuestros sagrados votos ¿Que no?”

  • La letra Papyrus

Hay mil historias más que no me gustan de la serie: la leeeeeennnntttiiittuddd con la que va todo (normal en los culebrones, por otro lado); los personajes cómicos, que no tienen gracia; la página web, que tiene la mayoría de los contenidos sin actualizar… pero chico, resulta que van más de 400 capítulos y justo en uno de los dos de los que veo yo, va y aparece la letra Papyrus, que ya deploré hace no mucho. Resulta que uno envía un regalo en una caja a otra, y cuando la abre va y se encuentra esto:

Si en vez de un libro hubiera sido una cabeza, estilo ‘Seven’, la serie habría ganado en interés para mí

Un anacronismo de puta madre, por otro lado: la letra ésta se inventó en 1982. Bueno, pues con eso queda dicho todo. Eso, que no me gustó la serie, no la recomiendo y no pienso verla nunca más. Bueno, igual veo el siguiente, pero sólo para saber si Francisca deja de rechazar a Raimundo después del regalo que éste le envió por mediación de su nieta. Y después lo dejo. Aunque ¿Seguirá insistiendo Olmo en ganarse el corazón de Soledad, después de que ésta rechazara el Sorolla que él la regaló porque le recordaba a Juan? Quizá vea el siguiente también…

– Deploreibol

Tags: , , ,

Ah, fin de semana. Ya sabéis lo que eso significa ¿no? Exacto, otra carrera popular por el centro de Madrid. Los vecinos no podemos salir a tomar un café, comprar el periódico o pasear al perro sin darnos con una turba que, indefectiblemente, ocupa toda la calle que tú, paseante, quieres recorrer en sentido contrario.

Image

Científicamente demostrado: si P1 es el sitio al que quieres ir y t1 el momento en el que quieres ir, dado un domingo por la mañana en Madrid, una multitud trotadora y sudorosa se interpondrá en tu camino.

Y no es que tenga nada contra que la gente corra; me parece un ejercicio sano y agradable. Me da un poco de angustia, eso sí, cuando ves a esos fanáticos del footing corriendo con 40 grados (o con 0), con sus caras desencajadas y sus movimientos espasmódicos por el cansancio. Eso no puede ser sano.

Image

En una palabra, corres el riesgo de parecerte a Sarkozy. Tú sabrás.

A mí lo que me mosquean son las carreras populares. Si hay tantas, impulsadas desde el Ayuntamiento y la Comunidad y patrocinadas por las empresas, sólo puede ser por una razón: son una cosa barata de organizar, y supone negocio para los amigos de los políticos. Baratas, porque vale con poner una salida y una meta y ya está. Plis, plas: sencillo y popular; cuánto mejor eso que gastarse el dinero en, no sé, un polideportivo municipal decente en el centro, o un teatro de ópera que no eche mierdas, por decir algo.

Image

¡Sublime!

Negocio, porque si no no se meterían a patrocinarlas las rateras empresas españolas, que sacarán buen dinerito vendiendo camisetas y kits para corredores. En la carrera de este domingo, en concreto, la inscripción eran 10 o 12 euros, según se hiciese por internet o en persona. De cada inscripción, dicen que 2 van a la Fundación Banco de Alimentos; el resto -descontando el pequeño porcentaje que deben costar las camisetas y los chips- a la hucha. Además de que, si te inscribes, pasas a formar parte de una bonita base de datos para que te envíen publicidad y spam a tu e-mail. Artículo 14 del reglamento:

Todos los participantes por el hecho de formalizar su inscripción, aceptan el presente reglamento y dan su consentimiento para que La Asociación Deportiva MAPOMA, por si misma o mediante terceras entidades, traten informativamente y con finalidad exclusivamente deportiva, promocional o comercial , sus datos de carácter personal, asi como su imagen dentro de la prueba mediante fotografias, videos etc.

Enhorabuena. Espero que MAPOMA trate mejor a sus ficheros con tus datos que a las reglas de acentuación, pero yo no pondría la mano en el fuego. Bueno, pues por todo esto es por lo que yo no participo en carreras populares, y no porque esté más bajo de forma que Jabba el Hutt y no pueda hacer 10 kilómetros corriendo aunque me fuese la vida en ello. Carreras populares… mucho mejor las paellas populares, hombre.

Image

Este año ganamos a los de Villabajo o me trago el Fairy

– Deploreibol

Tags: , , , , , ,

¡Saludos! Es Septiembre, la tumba de las vacaciones, y vuelvo lleno de odio y misantropía para comenzar un nuevo curso que en lo político, económico, académico y personal, seguro que nos irá mucho peor a todos. Pero eso significa más material para el blog, así que a ver si actualizo más.

Y la primera mierda y corruptela que quiero abordar son los carteles “informativos” que el Ayuntamiento de Madrid tiene puestos desde hace años para, supuestamente, ayudar a los extranjeros a orientarse por la ciudad. Para ello, han encargado a alguna empresa de algún amigo de algún político del Ayuntamiento poner unos postes con letreros en español y en inglés, y a veces en japonés, que dan una información imprescindible al visitante que no parla castellano.


¡GRACIAS! Gracias, en nombre de todos los turistas angloparlantes, que se quedaban perplejos ante la indicación “Convento de las Descalzas”, y a los que habéis solucionado la vida poniendo debajo “Convent of las Descalzas”. ¿Así que “Convento” es “Convent”? QUIÉN LO IBA A DECIR. Además, por si acaso no sabían tampoco qué es la Plaza de Oriente, tenemos el cartel de debajo, con la inspirada traducción “Plaza de Oriente”. Pero no te creas, que no es un caso único:

Fuck You St.

¡GRACIAS DE NUEVO! ¡MIL GRACIAS! Poniendo “St.” al final de estas enigmáticas combinaciones de letras, se ha resuelto la vida a millones de extranjeros que, según la opinión del Ayuntamiento (por lo que se ve), no saben manejarse en una ciudad si no les subrayas lo obvio.

Al politicastro al que se le ocurrió esta idea habría que exponerlo públicamente en la plaza pública para vilipendio y mofa por parte de de los transeúntes, con un cartel al cuello en el que se leyesen sus crímenes: “Estafa y “Traducción poco imaginativa” (y debajo “Estafa St.” y “Traducción poco imaginativa St.”). Porque aparte de gastar el dinero de los contribuyentes en enriquecer al amiguete al que le cayera el contrato para hacer la señalización, han dejado pasar la oportunidad de traducir creativamente.

Un problema que España no tenía hace unas décadas

 

¿Cómo que “Plaza de Oriente”? “Orient Square”, hombre, fíjate qué evocador, que exótico, parece que estés en un cuento de las Mil y Una Noches. Y esa mierda de “Gran Vía St.” y “Red de San Luis St.”… pudiendo poner “Great Way” y “Saint Louis Net”, tan sonoro y bonito. E imperdonable es dejar sin traducir “Las Descalzas”. “Convent of the Barefoot Women”, mucho mejor.

No sé si “Senate” es una traducción fidedigna de “Basura inflamable”

Pero ahora en serio. Estos carteles son innecesarios. Demos un poco de crédito a nuestros visitantes. Si realmente hay alguien en el planeta Tierra que necesite que un cartel en el que pone “Senado” venga acompañado de la palabra “Senate” para entender dónde está, es que esa persona no está operando al cien por cien de su capacidad.

Después de tomar unas copillas, Jennifer y Tom se regocijan al informarse en su propio idioma de que se encuentran ante la Cámara Alta del órgano en el que reside la soberanía nacional del Reino de España

– Deploreibol

Tags: , , , , , ,